Sin acuerdos culminó la reunión de dirigentes del Frente de Defensa Regional Agrario de Apurímac (Fedra) y el Gobierno Regional de Apurímac que tuvo lugar en la Dirección Subregional de Agricultura de Andahuaylas.El punto principal de este encuentro fue la compra por parte del Gobierno Regional de más de 100 toneladas de papa cosechada durante la última campaña y que fueron trasladadas hasta los galpones de Tejamolino, Kishuará y Chicmo.

Como se recuerda, Baltazar Lantarón y sus funcionarios sostuvieron reuniones previas con los productores andahuaylinos donde se comprometieron en comprarles parte de su producción en el marco del plan de reactivación económica regional, sin embargo, tras las últimas conversaciones no llegaron a ponerse de acuerdo.

La cara les cambiaría a los productores andahuaylinos cuando a través de la gerente general Rosa Bejar, les informó que no habría compra directa, sino, apoyo en transporte y otros para que su producción la coloquen en mercados de los conos sur y norte de Lima, esta propuesta también fue rechazada.

La reunión fue finalmente suspendida y los dirigentes anuncian amenazantes próximas medidas de fuerza. Mientras todo esto sucede, cientos de kilos del preciado tubérculo empiezan a malograrse por el fuerte calor reinante.

DATO: Durante las conversaciones realizadas a puerta cerrada el gobierno regional propuso comprar a 0.70 el kilo de papa. La contrapropuesta de los productores fue entre 0.90 y 1.00 sol. No hubo consenso entre los mismos paperos.

0 Reviews